Investigadores Vinculan Microplásticos con la Disfunción Eréctil

El estudio, publicado en la revista científica 'IJIR', plantea nuevos interrogantes sobre la salud sexual masculina.

Comunidad 20/06/2024 Ahora Noticias Ahora Noticias
sadfsf

Por primera vez, se han detectado microplásticos en el pene humano, lo que ha llevado a investigadores a explorar su posible papel en la disfunción eréctil. Los microplásticos, partículas que miden menos de 5 mm de diámetro, se encuentran omnipresentes en el medio ambiente, desde los polos hasta los océanos, y ahora, también en el tejido del pene. Esta nueva revelación, publicada en la revista científica IJIR, podría cambiar la forma en que entendemos la salud sexual y la contaminación.

Anteriormente, los microplásticos ya habían sido encontrados en el semen y los testículos, donde su toxicidad ha mostrado afectar el sistema inmunitario y estar vinculada con distintos tipos de cáncer. Según el estudio, el pene podría ser particularmente vulnerable a estas partículas debido al aumento del flujo sanguíneo durante las erecciones. “Presentamos el primer estudio que identifica la presencia de microplásticos en el tejido del pene”, señalaron los investigadores, destacando la novedad y la importancia de sus hallazgos.

Para llevar a cabo la investigación, se analizaron muestras de tejido extraídas de cinco hombres que se sometieron a cirugía por una prótesis relacionada con la disfunción eréctil. “Se encontraron siete tipos de microplásticos en el tejido del pene, con una prevalencia de tereftalato de polietileno (PET) y polipropileno”, informaron los especialistas. Estos materiales, comúnmente utilizados en envases de bebidas y otros productos cotidianos, podrían estar contribuyendo a problemas de salud previamente no considerados.

El pequeño tamaño de la muestra limita las conclusiones definitivas, pero los resultados son lo suficientemente significativos como para plantear serias preguntas sobre el impacto de los contaminantes en la salud sexual. Los investigadores sugieren que la dilatación de los vasos sanguíneos durante una erección puede facilitar la acumulación de microplásticos en el tejido del pene. Esta acumulación podría interferir con la función eréctil, aunque se necesita más investigación para confirmar esta hipótesis.

Los autores del estudio subrayan la necesidad urgente de comprender mejor cómo los microplásticos interactúan con el cuerpo humano. “Permean nuestro entorno y están aquí para quedarse. Por lo tanto, es fundamental entender cómo interactúan con el cuerpo humano para comprender sus posibles efectos en la salud y la fisiología de los seres humanos”, concluyeron. Este estudio abre una nueva dimensión en el debate sobre los contaminantes de origen humano y su impacto en la salud.
 
 

Te puede interesar
Lo más visto

Suscríbete al newsletter para recibir periódicamente las novedades en tu email